Seis consejos para estudiar con los hijos

Por |2018-09-24T10:03:09+00:0021-Sep, 2018|Escuela para padres|

Estudiar con los hijos
Si es en la escuela que el alumno tiene el primer contacto con un contenido, es en casa que él fijará lo que aprendió.

Es para eso que existe la lección de casa: se trata del momento en que el niño o el adolescente va a dedicarse a resolver ejercicios y revisar lo que fue pasado por el profesor.

Para que ese objetivo sea alcanzado, sin embargo, corresponde a los padres tomar algunas providencias.

Consejos:

  • Evitar distracciones en el momento de la lección: no dejar que el niño haga las tareas frente al televisor o la computadora. Hacer todo al mismo tiempo obstaculiza la productividad y la concentración.

  • Ofrecer un lugar apropiado: el medio ambiente es un factor decisivo en los estudios. Estudiar en la mesa de comedor, en un lugar ruidoso o poco iluminado, ciertamente ejerce un gran impacto en el aprendizaje.

  • No realice la lección por él: muchos padres, cuando quieren ayudar al niño a hacer la tarea, terminan respondiendo por el estudiante. Orientar es importante y recomendable, pero decir cuál es la respuesta perjudicará el aprendizaje de su hijo. ¡Permita que se equivoque, si es el caso! Después de todo, de los errores también se aprende.

  • Desarrollar la independencia: diferente de lo que algunos padres pueden pensar, no se recomienda que acompañe las tareas escolares del niño de principio a fin de su vida estudiantil. Esto puede ser hecho al comienzo de la vida escolar, pero con el tiempo, hay que dejar que el niño desarrolle su independencia, y sienta que las tareas son su obligación.

  • Descubre el mejor momento: decir que es mejor estudiar por la mañana o por la tarde, durante 30 minutos o una hora, es muy complicado. ¡No hay receta! Por eso, los padres deben conocer al hijo para percibir en qué horario su rendimiento es mayor. A partir de esa observación, una rutina debe ser construida, siempre respetando el ritmo propio de cada uno.

  • Pregunte: mostrar interés por el aprendizaje de los niños es el mejor estímulo para que ellos mejoren su desempeño escolar. Pregúnteles qué aprendieron, deje que hablen sobre los nuevos descubrimientos.

Acerca del autor:

Gerencia de Educación de Editorial ACES. Edita y distribuye libros de texto, recursos didácticos y contenidos digitales para la red de Educación Adventista de Sudamérica.

Deja tu comentario